Bocadillos espirituales para vivir el Tiempo Ordinario: Martes de la 10 a. Semana – Ciclo A

“Dijo Jesús a sus discípulos: “Ustedes son la sal de la tierra. Pero si la sal se vuelve insípida, ¿con qué la salarán? No sirve más que para tirarla fuera y que la gente la pise. Ustedes son la luz del mundo. No se puede ocultar una ciudad puesta en lo alto de un monte. Tampoco se enciende una lámpara para meterla debajo de un cajón, sino para ponerla en el candelero y así alumbre a todos los de casa. Alumbre la luz de ustedes delante de los hombres, para que vean sus buenas obras y den gloria a su Padre que esta en el cielo”. (Mt 5,13-16)

¿Recuerdan la película “El hombre invisible”?
Bueno personalmente yo no la he visto. Y además si era invisible…
A veces pienso si no tendremos que hablar también de “cristianos invisibles”.
Que se dicen cristianos, pero no se les ve su cristianismo.
Que se dicen cristianos, pero donde están todo sigue igual.
Que se dicen cristianos, pero donde están hacen invisible su fe.

Jesús no pensó en cristianos invisibles.
Tampoco en cristianos cuya presencia no se nota.
Jesús pensó en cristianos “que somos sal”.
Cristianos llamados a cambiar la realidad.
Cristianos llamados a crear un mundo:
Con sabor a hermanos.
Con sabor a fraternidad.
Con sabor a justicia.
Con sabor a igualdad.
Con sabor a pan en todas las mesas.
Familias con saber a “hogar”.
Con sabor a paz y armonía.

Jesús pensó en cristianos “que somos sal”:
Metidos en medio del mundo.
Metidos en medio de la Iglesia.
Metidos en medio de los hombres.
Que como la sal nos hacemos uno más entre ellos.

Jesús nos pensó como “luz”.
La fe será siempre algo personal.
Pero la fe no es para esconderla.
La fe es para iluminarnos por dentro.
Pero la fe no es para apagarla para los demás.
La fe es para vivirla y que los demás la vean.
La fe es para alumbrar nuestras vidas.
Pero para que nosotros iluminemos las vidas de los demás.
La fe no consiste en una serie de ideas.
La fe es una vida.
Y la vida es para ser vista.
Nadie vive a ocultas, salvo que huya de la policía.
Una vida que no se ve, no existe como vida.

Siempre me ha llamado la atención:
Con que libertad se proclaman los incrédulos o ateos.
Y el miedo y la cobardía con que nosotros nos declaramos creyentes.
Como si estuviésemos acomplejados.
Hoy se habla mucho del “orgulo gay”.
¿Seríamos capaces de hablar del “orgullo de cristianos”?

Jesús no tuvo reparo en hablar siempre en público.
Jesús no tuvo complejo de declararse “el Hijo del hombre”.
Jesús no nos dice:
Que seamos cristianos a escondidas.
Que seamos cristianos allí donde huele a cera, la Iglesia.
Sino que “se vean nuestras buenas obras”.
Sino que “se nos vea, seamos testigos, enseñemos”.
Sino que seamos luz que alumbra a los que están en casa.
Sino que “vean nuestras buenas obras y den gloria al Padre”.

Cristianos que “como la sal” nos disolvemos en la sociedad para darle un nuevo sabor.
Cristianos que “como la luz” tenemos que estar en el candelero para alumbrar al resto.
Que sientan que el mundo tiene otro gusto.
Que sientan que el mundo es más bello y hermoso.
Que sientan que todavía hay luz para ver el camino.

Pienso en el Papa Francisco:
¿Verdad que la Iglesia parece que comienza a tener un nuevo sabor a Evangelio?
¿Verdad que la Iglesia parece que comienza a tener una nueva iluminación?
¿No estaremos llamados a ser todos “Panchitos sal”, “Panchitos luz”?

Y nos quedamos con lo que dice el la Exhortación “La alegría del Evangelio”:
“Quiero dirigirme a todos los fieles para invitarlos a una nueva etapa evangelizadora marcada por la alegría, e indicar caminos para la marcha de la Iglesia en los próximos años”.

Clemente Sobrado cp.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s